Jornada temática: Caffenol Day 9/2/2019

por | 15/01/2019

Sábado 9 de febrero, de 10:30 a 14:00h

– Realización de fotografías con negativo en papel en cámara de gran formato y estenopeicas.
– Revelado con cafenol.
(también será posible revelar algún carrete de 135 con cafenol)

Más info e inscripciones: alpha@ciberia.info

Aportación coste de materiales:
-Miembros de ALPHA: 3,00 €
-No miembros de ALPHA: 10,00 €

Para formalizar la inscripción se debe realizar una transferencia a la cuenta del colectivo
indicando el nombre del participante y remitiendo justificante al email alpha@ciberia.info

“Hace tiempo un fotógrafo y a pesar de ello amigo mío, me preguntó una vez cómo podría hacer un taller de revelado en un país lejano en un continente lejano en donde encontrar productos fotográficos era más que imposible. En aquel momento no supe muy bien qué responderle, hoy la respuesta la tendría muy clara; ¡Pues con café, que seguramente tendrán!

La fotografía analógica está menos esclavizada a imposiciones de mercado e industria que la fotografía digital, siempre en servidumbre de las grandes marcas. La química que la rige, en general, es bastante básica y cualquier persona profana en la materia puede prepararse sus propias emulsiones, reveladores y fijadores. En definitiva, puede ser autónomo en la creación de sus imágenes, algo impensable en el numérico mundo digital.”

Un poco de historia
En el año 1995 en el Rochester Institute of Technology (EE.UU.) un profesor de técnica fotográfica, el Dr. Scott A. Williams les propuso a sus alumnos en la clase de química fotográfica buscar reveladores no convencionales basados en productos de uso cotidiano. Entre esos productos, lógicamente, estaban el café y el té, ambos ricos en cafeína y por tanto en polifenoles.
El principal ingrediente había sido hallado, pero un agente revelador necesita estar en un medio alcalino para actuar y el café es altamente ácido. Buscando de nuevo productos de uso cotidiano se decidieron por uno habitual en la química fotográfica: el carbonato sódico (baking soda), ¿os suena?, seguramente sí, como anti-ácido estomacal, detergente, dentífrico o incluso como gasificante para levantar un bizcocho, el bicarbonato, preguntádselo a vuestras abuelas, vale para todo.
Alrededor del año 2000 se incorporó otro agente revelador para ayudar al ácido fenólico, acortar el revelado y mejorar el contraste y, como no podía ser de otra manera, debía de nuevo ser de uso cotidiano, se eligió el ácido ascórbico. ¡Exacto!, vitamina C.
(Albedo Media)

PT&B: Fotos y creaciones del Photo, Talk & Beer’18 (1/12/2018)

por | 15/01/2019

PT&B’18 panorámica estenopeica de grupo

Morse, daguerrotipista

por | 09/01/2019

La Academia de Ciencias de Francia hizo público el primer proceso fotográfico práctico (Daguerrotipia) el día 7 de enero de 1839.
Samuel Morse se reunió con Daguerre dos veces en marzo de 1839 y luego llevó a América esta nueva tecnología revolucionaria. El inventor del telégrafo fue el primer fotógrafo de Estados Unidos y también fue el primer profesor de fotografía allí. Su retrato en daguerrotipo lo realizó uno de sus estudiantes más famosos, Mathew Brady. ¡Parece que era bastante buen profesor! Morse abrió un estudio fotográfico en Nueva York en 1840, después de regresar de Francia. En él recibió a muchos estudiantes que le pagaron para que les enseñara el nuevo proceso de daguerrotipia. Morse enseñó no solo a Brady, sino también a grandes como Albert Sands Southworth y Jerimiah Gurney. En una carta(*) de 1855, Brady reconoció a su antiguo maestro como el primer introductor exitoso de este raro arte en Estados Unidos.

(*) Carta de Mathew Brady a Samuel F.B. Morse, 15 de febrero de 1855 – Biblioteca del Congreso

Imagen: Retrato de Samuel F.B. Morse (1791-1872), daguerrotipo de Mathew B. Brady (1823-1896), creado entre 1844 y 1860
Colección de daguerrotipos de la Biblioteca del congreso

180 años de fotografía

por | 07/01/2019

¡Celebrando 180 años de fotografía!

Tal día como hoy, hace 180 años, Louis Daguerre anunció el primer proceso fotográfico práctico en una reunión de la Academia de Ciencias de Francia. Las instrucciones completas fueron divulgadas el 19 de agosto del mismo año.

El Boulevard du Temple, anteriormente llamado “Bulevar del Delito”, es una carretera que se encuentra dentro de París y que separa el 3r distrito del 11.º La carretera va desde la plaza de la República hasta la Plaza Pasdeloup. El nombre del bulevar, se refiere a la proximidad que había con el edificio de la Orden del Templo.  El Bulevar  sigue el camino de pared que rodea  la ciudad. Fue construido por Charles V  y derrocado por Louis XIV. La hilera de árboles  se incorporó entre 1656 y 1705.

Fue considerado un lugar muy popular desde la época de Louis XVI (1774–1792) hasta la Monarquía de julio del 1830. Era considerado un lugar de mucha vida social, para encontrarse con los amigos y andar tranquilamente. Debido a la fuerte popularidad, se instalaron muchas cafeterías y teatros, los cuales anteriormente estaban localizados en el barrio Santo-Laurent y Saint-Germain.

Louis Daguerre realizó una fotografía de esta calle en 1838.  La imagen es uno de los primeros Daguerrotipos (proceso inventado en 1837). Es conocida para ser la primera fotografía que muestra a dos personas.

Daguerre, simplificó la forma de elaborar fotografías respecto a las elaboradas con anterioridad como la Vista desde la ventana en Le Gras (Point de vue du Gras) el 1826 elaborada por Nicéphore Niépce. Daguerre elaboró la fotografía empleando 15 minutos, en cambio Niépce la elaboró con 8 horas; por eso no encontramos sombras en la fotografía de Niépce.   Sin embargo, Daguerre innovó, puesto que fotografió a las primeras personas. Se tratan de un hombre que limpia botas y su cliente, los cuales al estar prácticamente quietos durante los 15 minutos pudieron aparecer con claridad en la fotografía.

 

Cinco maestros de la fotografía española en una sesión única

por | 05/01/2019

Leopoldo Pomés, Ramón Masats, Joana Biarnés, Colita y Carlos Pérez Siquier.

Son cinco de los más grandes fotógrafos españoles de la historia. Dos mujeres y tres hombres. Abrieron un camino y retrataron una España entre el negro y el rosa en años muy difíciles. El País Semanal les ha reunido junto a sus imágenes favoritas. Esta es la historia de ese encuentro. Joana Biarnés falleció el 19 de diciembre.

La cita es a las once de la mañana en casa de Leopoldo Pomés, una vivienda del barrio barcelonés de Gràcia, situada al lado de la Casa Vicens, primera obra maestra del arquitecto modernista Antoni Gaudí. La de Pomés no es modernista, pero fue el estudio de Modest Urgell, pintor de solitarios y tristes paisajes. Pomés recibe a sus invitados, grandes fotógrafos como él, sentado en un cómodo sillón de la estancia principal de la casa, bajo uno de los cuadros que posee de Urgell, que seguramente se pintó en este mismo lugar. En las paredes también pueden verse obras de Xavier Valls, el padre pintor del ex primer ministro francés Manuel Valls, candidato ahora a las municipales de Barcelona, y fotografías en blanco y negro de las siempre glamurosas mujeres que tanto le ha gustado fotografiar al anfitrión.

Sigue leyendo